Legaliza el amor, campaña de Google para evitar la discriminación a homosexuales

La empresa de Mountain anunció la campaña Legaliza el amor, destinada a promover los derechos de las personas homosexuales. En Google, ser uno mismo es un requisito de trabajo. Es la asombrosa diversidad de usuarios de Google que nos permite hacer cosas extraordinarias; explican en el blog y convocan a toda la comunidad a unirse al nuevo proyecto.

La campaña Legaliza el amor se llevará a cabo en países donde existen leyes en contra de las relaciones entre personas del mismo sexo, como Singapur y Polonia. “En Google queremos que nuestros empleados tengan la misma experiencia de inclusión fuera de la oficina, como en el trabajo, y que las comunidades LGBT estén seguras y sean aceptadas donde sea que estén”, dijo la compañía al Washington Post.

Doodle de Google para el día de San Valentín celebra la igualdad

Doodle de Google para el día de San Valentín celebra la igualdad

Por eso, la campaña Legalize Love llegará a todos los rincones del planeta, sobre todo, a aquellos lugares donde ciertas actividades homosexuales son ilegales. La discriminación no sólo provoca dolor y padecimientos en la persona que la sufre, sino que también ha perjudicado a la empresa: En algunos lugares no ha podido contratar o enviar a ciertos empleados debido a las restricciones de esos países respecto a la homosexualidad, explicó un portavoz de Google.

Las políticas laborales de la empresa fueron siempre reconocidas por las asociaciones homosexuales, porque incluyen todos los beneficios para las parejas del mismo sexo. Se trata,  fundamentalmente, de una cuestión de igualdad, escribió hace unos años el cofundador de Google, Sergey Brin.

Enlace: Legalize Love (Sitio oficial)


  • luis segura

    que bien google por esta campaña tan linda, Dios bendice a las compañías con corazón.

  • BugsBunny

    Dios bendice a las compañías y ciudades con Corazón así como Sodoma y Gomorra, con el fuego purificador que destruye el cuerpo mortal y efimero, y deja el alma que es eterna …