LG presentó una batería curva y otra capaz de adoptar cualquier forma

Un smartphone flexible es el objetivo de las grandes empresas del sector y el sueño de millones de usuarios alrededor del mundo. Sin embargo, y aunque firmas como LG y Samsung trabajan con pantallas flexibles desde hace tiempo, otros componentes necesarios para el funcionamiento del dispositivo no lo son. O al menos hasta ahora, ya que la compañía coreana acaba de presentar una batería que puede adoptar cualquier forma, no se calienta y es resistente al agua.

La invención se denomina Cable Battery y es producto de un arduo trabajo realizado por la división LG Chem de la firma coreana. Se trata de una batería flexible, capaz de adoptar cualquier forma, ya que es un cable y hasta se puede anudar. Además, no se calienta y es resistente al agua. Aunque fue pensada para celulares flexibles, se la puede utilizar en cualquier dispositivo. Se trata de un modelo muy distinto al creado por un grupo de investigadores del Instituto Nacional de Ciencia y Tecnología Ulsan, en Corea del Sur, donde desarrollaron una batería flexible de ion-litio.

LG-batteries-flex

LG también anunció que comenzó a producir baterías curvas en masa y que serán utilizadas en sus próximas familias de dispositivos móviles. Hace sólo unos días, Samsung presentó el primer smartphone curvo, el Galaxy Round, mientras que LG presentó hoy el nuevo G Flex, un celular con pantalla curva de 6 pulgadas.

El objetivo de la compañía es conseguir los componentes internos necesarios para fabricar el primer smartphone flexible del mercado, que se pueda doblar sin romperse y sea mucho más resistente que los que utilizamos actualmente. La Cable Battery es sólo un primer prototipo, por lo que aún no está disponible para producción masiva, pero llegará al mercado “en los próximos años”.

Vìa: Engadget