La tableta más barata del mundo se agotó en una semana

A pesar de que modelos como los de Apple son los más populares del mercado, la industria tecnológica de países en vías de desarrollo ha demostrado que pueden fabricarse dispositivos de alta gama a un precio muy accesible. El éxito de las tabletas indias fue tal, que sólo en una semana se acabó el stock de unidades. Aaskash, que significa cielo en hindú, es la tablet más barata del mundo.

El gobierno de la India subvenciona la producción de las ya famosas tabletas Aaskash y tiene la intención de colocarla en los mercados de países en desarrollo y con gran crecimiento, como China, Rusia y Brasil. La semana navideña se agotaron las unidades de la segunda edición de este aparato, fabricado por la firma UbiSlate, cuyo precio general es de $45 dólares; $33 si es para uso educativo.

Askash tablet india

Una estudiante muestra la famosa tablet

Con la intensión de acortar la brecha digital en el país, el gobierno decidió invertir en un producto que sea accesible para la mayor parte de la población. Durante el lanzamiento de Aaskash, el ministro de Educación y Telecomunicaciones explicó: “Los ricos tienen acceso al mundo digital pero los pobres, que aquí son mayoría, han quedado excluidos“.

Los primeros datos son alentadores: el ritmo de ventas es de 1.000 dispositivos al día, aunque sólo hay capacidad para construir 700 en 24 horas. Se trata de una tableta de siete pulgadas, con 256 megas de RAM, 32 gigas de memoria expandible y Android 2.2. Cuenta con dos puertos USB y Wifi. Quizás esté muy lejos de los mejores dispositivos, pero no cabe dudas que cumplirá el primer objetivo del proyecto.